Manos que Hablan Manos que Hablan Alfabetos
19/11/2017 Lengua de señas
Lengua de Señas
Diccionario
Configuraciones
T. Dactilológico
Alfabetos
Ayuda
Servicios
Noticias
Instituciones
Comunidad
Novedades
Quienes Somos
Noticias
Miércoles, 12 de Enero de 2005 - Ciencia / Salud
Uno de cada seis niños tiene pérdida de audición

En las Islas del Pacífico se hacen pruebas auditivas rutinarias a los niños al empezar la escuela. Los sorprendentes resultados indican que casi un 17 por ciento de ellos sufren pérdida de audición. Esto supone casi el doble en comparación con el índice de los niños europeos.

El alto índice de pérdida de audición incluye niños con pérdida de audición permanente y niños con otitis secretoria. Algunos expertos piensan que los niños de las Islas del Pacífico pueden estar predispuestos genéticamente a padecer una otitis secretoria, porque la estructura de sus oídos hace más difícil el drenaje de los líquidos del oído. Otros factores están en juego también. La otitis secretoria o las constantes infecciones de oído suelen estar relacionadas con factores socioeconómicos, entre los que se incluyen viviendas con mucha gente, malnutrición y un acceso limitado a los cuidados sanitarios.

La mayoría de los niños con este tipo de otitis suele recuperar la audición cuando se les trata con tubos de drenaje de oído, pero en un 10-15 por ciento de los casos es necesario un tratamiento adicional.

Se había establecido como objetivo reducir la pérdida de audición a un 5 por ciento, pero desde el 2001 la tendencia ha sido la contraria. En 2001, el índice medido de pérdida de audición de acuerdo con las pruebas de audición era de un 6,7 por ciento, en 2003 el índice era de un 8,1 por ciento, y en 2004 se alcanzó el 16,7 por ciento. Los expertos que realizaron el estudio no eran capaces de dar explicaciones acerca de este dramático aumento.

FUENTE: THE DOMINICAN POST




Diccionario | Configuraciones | Alfabetos | Ayuda | Instituciones
Noticias | Novedades | T. Dactilológico | Quienes Somos | Contáctenos
2001 - 2017 | © Manos Que Hablan ® .:. Todos los derechos reservados




Diccionario señas